Archivo de la etiqueta: Joaquín Clau

Mediocentro (Cuento publicado por “Heraldo de Aragón” el viernes 25 de agosto)

Lo escribí especialmente para mi padre, que todos los días lee el Heraldo de principio a fin. En la hemeroteca del “Diario del AltoAragón” encontré varias crónicas de fútbol de “Nueva España” que ensalzaban sus extraordinarias dotes de futbolista y le pronostican grandes éxitos en este campo. Pero él se decantó por otro campo que también le ha proporcionado (y nos ha proporcionado) mucha felicidad.

fullsizeoutput_e15fullsizeoutput_e16

GRACIAS, EVA

El primer día más importante de mi vida fue un 31 de marzo, el día que nació mi hermana.

Mis hermanos son yo misma. Yo soy ellos.
No igual que yo (ellos son mucho mejores), sino yo.
No una parte de mí, sino yo.
No una prolongación de mí, sino yo.
Y yo, ellos.

Somos la misma sustancia, la misma sangre, el mismo misterio.

Somos el mismo amor que ama al otro igual que a sí mismo, que es también el otro.

FELICIDADES, EVA, MI AMOR
184858_4298978704940_968276051_n

NZqoO35QjFzSgyblPDemqgmrAHkTmIBB91ICIeQPa6k

Te regalo el amarillo

Te regalo el amarillo, hermano,
porque es el color que más le gusta a tu hijo,
porque es el color que tienen los campos el 17 de junio,
porque es el color del sol y del aceite,
¡y es el color del disco de las margaritas!

Te regalo el amarillo
porque es el color de la hormigonera que te trajeron los tíos de su viaje de novios,
y el color de la traílla en la que papá nos llevaba a coger almendras.

Te regalo el amarillo
porque es el color de la felicidad, de la energía, de la luz y de la fiesta.

Te regalo el amarillo porque es el color del oro,
y oro eres tú, hermano.
Oro, sol, aceite y espiga que,
casi siempre en silencio,
iluminas con tu ejemplo nuestras mentes,
alimentas con tu trabajo nuestros cuerpos
y nutres nuestros corazones con tu amor.

En este cumpleaños, querido hermano,
te regalo el amarillo porque es tuyo.
Porque nadie más que tú es oro, sol, aceite y espiga

Y porque a Pablo le encantará que tú lo tengas.
Aunque lo sabe ya, por eso es su color favorito.

Joaquín blog